La pantallaLa pantalla táctil nos permite seleccionar lo que deseamos simplemente tocando con los dedos. ¿Cómo funcionan estas pantallas? ¿Por qué a veces parece que no responden bien? Empecemos por conocer cómo  funcionan.

Cómo funciona la pantalla táctil: (1) resistiva

Hay varios sistemas de funcionamiento, aunque los dos más conocidos son las pantallas resistivas y las pantallas capacitivas. Las resistivas son más antiguas. Se basan en dos rejillas superpuestas (casi invisibles al ojo humano), por las que circula la electricidad. Al pulsar con un objeto puntiagudo, la rejilla superior hace contacto con la inferior en un determinado punto. Esto produce una interrupción de la corriente eléctrica, parecido a cuando pulsamos el interruptor de la luz. Un sistema de coordenadas detecta el punto exacto en el que se ha producido la interrupción y envía esta información para ser procesada en consecuencia.

Este sistema es barato y fácil. Pero se basa en la fuerza que se ejerce sobre un determinado punto con un objeto punzante, como sucedía con los PDA o los lápices de algunos teléfonos móviles. Esto hace que las pantallas acaben resintiéndose de tantos “pinchazos”. Esto produce imprecisiones que hacen necesario recalibrar la pantalla. De lo contrario, puede pasar, por ejemplo, que pulses una determinada letra en el teclado virtual y se escriba otra letra diferente.

Cómo funciona la pantalla táctil: (2) capacitiva

Las pantallas capacitivas, más modernas y mucho más extendidas, en vez de captar la interrupción eléctrica, captan la diferencia de voltaje. El cuerpo humano tiene una pequeña carga eléctrica a la que solemos llamar “electricidad estática”. Al pulsar con el dedo, se hallan las diferencias de voltaje entre la rejilla superior y la inferior. Un sistema de coordenadas determina dónde se producen las diferencias de voltaje.

Este sistema, aunque más caro, tiene considerables ventajas. Su funcionamiento no depende de presionar con un objeto puntiagudo, y por tanto la pantalla sufre mucho menos. Además, es capaz de detectar varios toques simultáneamente (lo que se conoce como “Multitouch“). Esto permite, por ejemplo, hacer el gesto de la “pinza” con un par de dedos para aumentar o disminuír una imagen. La respuesta es mucho más rápida, y es el sistema empleado actualmente en la mayoría de smartphones y tablets. Para que funcionen, es necesario usar los dedos, o un lápiz (stylus) que sea capaz de conducir la electricidad estática de nuestros dedos. No funcionará presionando con un objeto que no tenga o no pueda conducir carga eléctrica.

Por qué la pantalla capacitiva a veces no funciona bien

Las razones pueden ser muchas, así que vamos a resumir las principales en el siguiente cuadro:

  • La tablet o móvil está siendo usado mientras se carga la batería. Esto produce unas pequeñas diferencias en las frecuencias que repercuten en la precisión.
  • Nuestro cuerpo ha estado en contacto con alguna fuente de electricidad estática. Esto puede suceder, por ejemplo, al haber tocado alguna parte metálica de una lámpara encendida.
  • Hay agua (alguna gota) o humedad en la pantalla táctil. El agua es conductora de electricidad, y esto afecta al funcionamiento de la pantalla. Debe estar bien seca, y también nuestros dedos.
  • La pantalla ha estado expuesta al sol o a una fuente de calor.
  • La pantalla tiene grasa o algún tipo de suciedad. Esto interfiere con la electricidad estática.
  • Nuestros dedos tienen grasa, tal vez por ser de piel grasa.
  • No tocamos bien la pantalla con los dedos. La mejor parte del dedo es el centro de la yema o huella dactilar. Factores como callos en los dedos o piel gruesa influyen en la transmisión de electricidad estática. Probar con otro dedo diferente tal vez ayude.
  • Los plásticos y protectores de pantalla pueden interferir la señal, especialmente si tienen burbujas o suciedad (como huellas, por ejemplo).
  • Problemas de hardware (del mismo aparato) pueden hacer que no se transmita bien la señal. Hay diferentes calidades en los paneles táctiles. Un dispositivo demasiado barato o de baja calidad puede ser la causa.
  • Problemas de software (el programa que está gestionando la señal). Esto puede hacer que no funcione bien con algunos programas y sin embargo tal vez con otros no haya ningún problema. En el caso de JW Library esto puede suceder si contiene algún “Bug” que aún no ha sido corregido.

Si intentas resaltar texto en JW LIbrary y no responde bien, además de tener en cuenta las sugerencias anteriores, intenta mover hacia arriba o hacia abajo el punto de la pantalla donde deseas iniciar el resaltado, y dale suficiente tiempo a la pantalla para que responda. No intentes ser demasiado rápido. Tienes más información sobre cómo resaltar texto en esta página.